Este lunes 15 de febrero se iniciaron las postulaciones al nuevo Subsidio al Empleo “Protege”, la que tiene por objeto fomentar la empleabilidad de miles de mujeres que hoy no cuentan con las redes de cuidado necesarias para volver a trabajar, motivo por el cual se les otorgará, de manera directa, un beneficio en dinero para el cuidado de sus hijos/as menores de dos años, de $200 mil mensuales, por tres meses, renovables hasta por 6 meses, siempre y cuando no tengan ya garantizado el derecho a sala cuna por parte de sus empleadores. Es decir, el beneficio aplica para aquellas madres trabajadores que laboren en empresas en que existan menos de 20 mujeres.

Quienes deseen postular al beneficio deberán ingresar al sitio web www.subsidioalempleo.cl, donde ya hay información detallada acerca de los requisitos para acceder al mismo.

Con el fin de difundir mayor información sobre este nuevo subsidio entre las potenciales beneficiarias, esta mañana, en el jardín Rinconcito Feliz de la comuna de Macul, el Ministro (s) del Trabajo y Previsión Social, Fernando Arab, la Ministra de la Mujer y Equidad de Género, Mónica Zalaquett, el subdirector de Sence, Ricardo Ruiz de Viñaspre,  y la coordinadora de la Federación Nacional de Salas de Cuna y Jardines Infantiles (FENAJIPAR), Ana Ramírez, lanzaron una campaña informativa llamando a postular y a usar este beneficio que permitirá a las madres trabajadoras retomar sus labores con la tranquilidad de poder dejar a sus hijos al cuidado de personas capacitadas para ello, por ejemplo, en las salas cunas o bien utilizar dicho subsidio para contratar directamente a una persona que se haga cargo del cuidado del menor.

El Ministro (s) del Trabajo y Previsión Social, Fernando Arab, resaltó la importancia de este nuevo beneficio “Las mujeres han sido de las principales afectadas por esta pandemia del Covid-19 y, por lo mismo, resulta clave que podamos incorporar nuevas herramientas que les permitan no solo regresar, sino que mantenerse en el mundo laboral. Además, debido a la ausencia de corresponsabilidad que existe en nuestro país, las labores domésticas y de cuidado son llevadas a cabo mayoritariamente por mujeres, motivo por el cual resulta tan importante esta ayuda, que se entregará de manera directa a miles de mujeres de nuestro país que no tienen garantizado hoy el derecho a sala cuna y, en consecuencia, no tienen con quien dejar a sus hijos. Con este subsidio, de $200 mil mensuales, que se les entregará de manera directa, podrán, libremente, utilizarlo para pagar una sala cuna o bien para contratar a una persona que cuide a sus hijos mientras trabajan. Así, nos hacemos cargo de manera concreta y directa de fomentar la empleabilidad femenina en estos tiempos tan complejos”.

La Ministra de la Mujer y Equidad de Género, Mónica Zalaquett, agregó que “durante la pandemia hemos visto que las tareas domésticas, sumadas a la interrupción de la red de cuidados ha generado una sobrecarga de labores para las mujeres que impacta no sólo su salud mental y emocional, sino también su desarrollo integral. Como Ministerio tenemos una misión clara: dirigir todos nuestros esfuerzos a fomentar el desarrollo pleno e integral de las mujeres de nuestro país y para lograr ese objetivo es de vital importancia proteger e incentivar el empleo femenino, reconociendo la responsabilidad de cuidado de niños y niñas que recae sobre las mujeres, por ello hemos impulsado este subsidio que permitirá a miles de madres contar con un alivio económico para que sus hijos e hijas menores de dos años puedan estar bien cuidados mientras ellas salen a trabajar“.

El beneficio tiene una extensión de 3 meses desde la fecha de su concesión, los que serán prorrogables mensualmente hasta por 6 meses, siempre que se encuentre vigente el estado de excepción constitucional de catástrofe, por calamidad pública, y en la medida en que la condición sanitaria producto de la pandemia del COVID-19 lo justifique.

En tanto, el subdirector de Sence, Ricardo Ruiz de Viñaspre, agregó que “nos hemos propuesto como nuestra principal tarea ayudar a los chilenos y chilenas a encontrar un trabajo, o mejorar su trayectoria laboral en caso de que ya lo tengan. Y este subsidio busca apoyar a un grupo especialmente dañado por la pandemia del covid-19: las mujeres trabajadoras con niños pequeños”.

La primera ventana de postulación será entre el 15 y el 28 de febrero. Luego, entre el 1 y 20 de marzo. El monto se pagará un mes después de concedido el subsidio. Es decir, si la postulación se realiza y confirma en febrero, el primer pago se realizará en marzo de 2021, directamente a la cuenta bancaria personal que indique la trabajadora beneficiaria. Posteriormente, se realizarán pagos mensuales durante la duración del beneficio. 

Para postular, el trabajador o trabajadora deberá estar actualmente trabajando de manera dependiente o independiente. En el primer caso, se exigirá contar con cuatro cotizaciones dentro de los últimos 12 meses, siempre que la cotización del mes anterior al de postulación se encuentre declarada y pagada; y, para el caso de trabajadores (as) independientes, deben contar con cotizaciones en la operación renta 2020. Si se trata de trabajadores independientes voluntarios, deben cumplir con el requisito de las trabajadoras dependientes.

El beneficio es compatible con el Subsidio al Empleo en sus dos líneas restantes (Protege y Contrata) y con casos en que el trabajador se haya acogido a reducción de Jornada laboral. También es compatible con otros subsidios como son el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE), Subsidio al Empleo Joven (SEJ) y Bono Trabajo Mujer (BTM).

El Subsidio Protege se une a los subsidios Regresa y Contrata, lanzados por Sence y que ya benefician a 462.861 trabajadores. De estos, el 25% corresponden a trabajadores postulados del subsidio REGRESA (trabajadores que habían sido suspendidos por ley de protección del empleo y que fueron reincorporados) y el 75% corresponde a trabajadores postulados del subsidio CONTRATA (nuevas contrataciones por parte de las empresas).

Equipo de AN